Entradas

Gabriel García - Timplista. "El Sonido de Canarias"

Imagen
EL TIMPLE es un instrumento característico de la música canaria. Se trata del instrumento más pequeño de la familia de las guitarras; de ahí su sonido tan agudo, como de “tiple” en la voz humana. El origen del timple está en la isla de Lanzarote. Su caja de resonancia es abombada y larga, como en algunos instrumentos de cuerda de ciertos países africanos.
Inseparable protagonista de las parrandas, el timple se ha definido como “el sonido de Canarias”.













http://www.youtube.com/watch?v=AhvYp2mCavc

Compartir

¡Algún día!

Imagen
Alicia hubiese preferido ser médico pero su rechazo visceral a la sangre, hizo que dejara atrás sus sueños de combatir dolencias ajenas para entregarse en cuerpo y alma a la agencia de publicidad levantada y financiada por su padre. Contabilidades y papeleos. Idas y venidas de fotógrafos, diseñadores gráficos, comerciales, publicistas especialistas en todo y en nada, relaciones públicas, maquilladores, sopla gaitas y chupópteros. Todo lo que jamás pensó tener alrededor porque, de entre las cosas que más podían gustarle de su profesión frustrada, era la posibilidad real y palpable de tratar con órganos humanos y no con su género. Cuestión de gustos. El tema "relaciones sociales" era su asignatura pendiente. ¡Algún día! – se decía. ¡Algún día!


Rosa soñaba todavía con aquella casita de madera, entre verdes arboledas y manantiales, que visualizó en un documental cuando apenas contaba diez años. Las flores, el verdor, la luz que se filtraba entre las copas de los árboles, el por…
Imagen
“… el conocimiento de la fotografía es tan importante como el del alfabeto. Los analfabetos del futuro serán aquellos que ignoren el uso de la cámara y de la pluma.”
Moholy-Nagy


http://www.geh.org/fm/amico99/htmlsrc2/moholy_sld00001.html

MÚSICA EN FAMARA

Imagen
Concierto en Famara en casa del amigo Víctor Fdez.
Una tarde perfecta, un entorno paradisiaco, un impresionante piano de cola de principios del S. XIX, la voz de Laura Fdez. Todo un descubrimiento. Melodías inventadas por el anfitrión, deliciosos susurros de su hija siguiendo el compás que el padre iba marcando de forma improvisada. Otro de sus hijos también se une al clan musical y por momentos toma el relevo al piano. Buen vino, excelentes viandas. Una velada de las que se quedan grabadas en la retina. Una voz que no podremos olvidar y que esperamos escuchar en múltiples ocasiones venideras. Un verdadero lujo para los amantes de la música.
Gracias Vituco por tan hermosa noche y por dejarme inmortalizar esas fabulosas horas de notas musicales.




Compartir

Segundo Concierto Música tibeta con cuencos.

Imagen

PREFIERO CURVAS A RECTAS.